TOP

La Ost-West-Friedenskirche: venerable chabola

Construida con ‘escombros’ de la ciudad tras la II Guerra Mundial por un ex combatiente soviético, entonces prácticamente un vagabundo en Múnich, y respetada por todos tras la declaración de la ciudad como sede olímpica en 1972 (estaba enclavada en el recinto destinado a convertirse en parque olímpico), la iglesia del Padrecillo Timofej es un humilde y conmovedor rincón muniqués. Su belleza emana del ideal de tolerancia y multiculturalidad que representa.

Antigua vivienda, hoy museo, del ‘Padrecillo’ Timofej y su iglesia

Refugiado de la II Guerra Mundial, el ruso Timofej Wassiljewitsch Prochorow –conocido como Padrecillo Timofej–, llegaría a Múnich en 1952 sumido en la pobreza absoluta, acompañado por su pareja Natascha. Junto a ella inició la construcción de una infravivienda y una capilla en Oberwiesenfeld, hoy en el extremo sur del Olympiapark.

Solamente a partir de escombros, que se amontonaban en el lugar tras la desolación provocada por la guerra, erigiría el Timofej su casa, una capilla y una pequeña iglesia ortodoxa.

Timofej, iglesia ortodoxa

Interior de la iglesia

Respetado por la ciudadanía, Timofej –y Natascha, que moriría en 1977– recibiría el apoyo de los muniqueses en 1972, cuando evitó que su humilde obra fuera demolida en el marco del plan urbanístico con motivo de los Juegos Olímpicos.

Tras su muerte en 2004, supuestamente a los 110 años, el legado del Timofej sigue vivo. Tanto la capilla como la iglesia y su jardín, donde pasó la mitad de su vida, siguen siendo un lugar de peregrinaje para vecinos y viajeros, que pueden conocer la historia en el pequeño museo habilitado, lleno de recuerdos y fotografías. El acceso es libre, y gratis, aunque los horarios de acceso son variables (en principio, abre cada día, si bien en la práctica depende de la disponibilidad del colectivo que se encarga de la apertura desinteresadamente).

Ost-West-Friedenkirche, Timofej

Interior del museo

Por supuesto, este lugar que puede resultar emocionante, no es recomendable para aquellos que necesiten la estampa de grandes arquitectos e ingenieros en los monumentos que fotografían. Abstenerse señoras con tacones de aguja y alérgicos a la pobreza. En palabras del anterior alcalde de Múnich, Christian Ude, la Ost-West-Friedenskirche –nombre formal– simplemente es “den liebenswürdigsten Schwarzbau Münchens”. Es decir, “la construcción ilegal más amable de Múnich”.

Más información:

Spiridon-Louis Ring 100

www.ost-west-friedenskirche.de

Cómo llegar:

U-Bahn U3. Paradas en Olympiazentrum o Petuelring

Tram 12. Parada en Infanteriestraße

(La Ost-West-Friedenskirche está ubicada formalmente en Spiridon-Louis-Ring, 100, en la parte trasera de Olympiapark hacia Ackermannstrasse. Lo ubicamos en una zona boscosa junto al lugar donde montan el festival de verano de Tollwood)

Instalado en Múnich en 2011, Jordi (Alcoi, Alicante) es licenciado en Periodismo por la Universitat Autònoma de Barcelona (UAB). Autor del blog Muniqueando y colaborador freelance para varias revistas, ha convertido en profesión su pasión por los viajes (y por Baviera). Es cofundador y guía en Bayern a medida GbR. Docente en la Katholische Universität Eichstätt-Ingolstadt.

Comentarios (2)

  • Masha

    ¿Pero es también un lugar de culto o sólo es museo?

    reply

Deja tu comentario